Las dos capacidades de la competitividad en los entornos digitales

competitividad

En los entornos digitales no se puede concebir los éxitos en solitario como podría representar esta foto. La capacidad de coordinarse más con los componentes de las empresas es una de las aportaciones de las plataformas de comunicación del social media.

 

La competitividad en los entornos digitales se basa en dos capacidades que lo diferencian de las fórmulas que se atribuyen a los sistemas tradicionales. Según un artículo del MIT, estos dos ejes son la gestión en red y, de otro lado, compartir los contenidos digitales.  Estos dos atributos otorgan a la dirección de las empresas una perspectiva basada en la comunicación como fórmula novedosa que nos permite comprobar que a más acciones para comunicar y compartir, más opciones tendremos de orientarnos hacia los beneficios Clic para tuitear dentro de los entornos digitales.

Viéndolo desde otro lado, hoy no es posible concebir un estilo de gestión que no tenga en consideración el intercambio de información. De tal manera se puede extraer la conclusión de que si nos encerramos en la opacidad y en la visión única, perderemos las posibilidades de enriquecer nuestras decisiones a través de la interacción.

Una de las consecuencias más interesantes del trabajo conectado a través del social media, y desde el interior de las compañías, es que hay gente que gana visibilidad y, lo que es más importante, se empieza a conocer su trabajo y, más importante aún, sus iguales se pueden beneficiar y coordinarse con él dentro de la organización. El producto final también gana porque anteriormente, los procesos productivos no tenían en consideración determinadas aportaciones por desconocimiento de los posibles actores que podían añadir valor.

El azar puede ser considerado un factor influyente en todo este entramado. La exposición contínua a grandes volúmenes de información, en el caso de que así ocurra en una determinada empresa debido al uso intensivo de las herramientas de comunicación sociales, genera más oportunidades de conocer qué hace cada cual en la compañía, pero puede que todo ocurra demasiado rápido. Pensemos en el timeline de alguien concreto que sea muy activo. Detectar un determinado contenido que comparta, obtendrá mayor o menor retorno si es visible en aquellas ocasiones de mayor atención por parte de las personas con las que interactúe en las plataformas.

La estrategia de la empresa digital es clave para lograr el máximo beneficio de la apertura e interacción Clic para tuitear entre iguales en las organizaciones. Asumir con determinación este modus operandi desde la perspectiva del management, es la condición necesaria aunque no suficiente para lograr los mejores resultados desde que se decide abrir la empresa a la participación.

Muchas veces las empresas se dejan llevar por estar a la última de las nuevas actualizaciones de las plataformas digitales y pierden de vista justamente la visión estratégica a aplicar dentro de su contexto de negocio. Es importante en este sentido, saber acompasar lo que significa la utilización permanente de todas las novedades tecnológicas con las dificultades de su universalización entre todos los usuarios. Es necesario fijar sistemas de comunicación suficientemente capaces desde el punto de vista tecnológico, pero también necesariamente estables para no tener en contínua adaptación a novedades a los usuarios.

 

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: