Los 10 pasos primordiales para ser empresa digital

empresa_digital

Que una empresa sea digital no es una aspiración es un un proceso en marcha. Lo que ocurre es que para algunas compañías se convierte en un modelo de cambio en el que no son protagonistas. En este post señalo 10 pasos que considero claves para sí ser protagonistas.

Que mi empresa o mi actividad profesional se ve sometida a una transformación digital es un  hecho tan patente como que muchas de las tareas que hay que desarrollar en el día a día, nos sitúan de facto en dinámicas y procesos ya digitalizados. Si recurrimos, por ejemplo, a tener presencia en las redes sociales, tal circunstancia nos coloca en ese entorno de transformación desde el momento en el que las relaciones con mis clientes se efectúan en plataformas y ecosistemas definidos por códigos y algoritmos, y posteriormente cuando pretendemos analizar los datos que esas relaciones nos generan…

De forma menos glamourosa si se quiere, las operaciones bancarias hechas a través de la red nos colocan en un tipo de operaciones digitalizadas muy corrientes en las que, por ejemplo, obtenemos costes más favorables por las transacciones que si las hiciéramos in situ en las oficinas bancarias, al tiempo que ahorramos tiempo; mientras que los bancos, por su parte, disponen de sus recursos humanos para otros menesteres que no sean operaciones básicas de transferencias, cobros o pagos… La vida digital es cada vez más plena, lo cual quiere decir que cada vez más y más tareas se hacen desde este lado de la orilla. Con una intención esquemática, me gustaría ahora señalar 10 pasos que resultan primordiales a la hora de concebir una evolución en mi empresa o actividad enfocada en este contexto de digitalización:

  1. Encontrar la necesidad y tomar la decisión de formalmente iniciar la transformación digital de la empresa como un cambio más allá de una inversión en medios tecnológicos.
  2. Detectar cuáles son los procesos y singularmente los productos que sean determinantes para efectuar el cambio.
  3. La decisión de cualquier modificación tiene que verse avalada por mejoras en productividad y en rendimientos económicos. Cambiar tiene sentido si consdeguimos mejores resultados.
  4. Qué instrumentos y sistemas implantamos para realizar la analítica de los datos que es la clave de la digitalización.
  5. Cuáles son los profesionales que abanderan el proceso de cambio y cuáles son los que posteriormente soportan las acciones que inician los primeros.
  6. En qué medida cambia mi modelo de empresa y la forma de operar mi organización.
  7. Cómo tengo que redefinir la estrategia de la compañía en el paso al entorno digital de competitividad.
  8. De qué manera conecto con el entorno empresarial, bien mantiendo mi empresa de forma cerrada (modelo Apple) o abierta (Android).
  9. Qué parámetros de seguridad implanto en sistemas de conexión con el entorno cuando, por ejemplo, me relaciono con mi mercado a través de internet de las cosas.
  10. Qué enfoque de cambio permanente se establece para salvar movimientos o coyunturas que puedan suponer un paso atrás.

Recomiendo la lectura de estos textos relacionados con el tema que desarrollo en este post:

La transformación digital de los negocios, de la empresa catalana Roca y Salvatella.

It is business’s turn to drive disruption as leaders double down on digital transformation, de Accenture.

 

 

 

 

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


A %d blogueros les gusta esto: