Las empresas que se aburren del social media, es porque aparentan lo que no son

Aburrimiento

Aburrirse, parece que no, es algo gestionable en lo personal, y desde luego un cáncer en lo profesional.

 

Las empresas que se aburren del social media (que las hay), terminan por dejar de ser social para, con una apariencia de socialbusiness, continuar siendo lo mismo de siempre. Este proceso es más común de lo que nos podemos imaginar, puesto que la diligencia con la que muchas empresas se abren perfiles en las distintas plataformas, pasado el tiempo (y no mucho) se agota.

Puede incluso que efectúen una serie de gastos en formación, preparación de software, aplicaciones o equipos que no terminan de ser utilizados debidamente, por lo que podemos hablar de tirar el dinero en vez de realizar una verdadera inversión.

Esto va también por rachas. Ahora lo que más estimula es el big data. Muchas empresas consideran que es la gran solución, lo que es lógico pensarlo. Según comenta MarketingDirecto en una reciente entrada, el 42% de las compañías cuenta ya en su plantilla con expertos en big data o espera reclutarlos en el futuro

La optimización de los recursos resulta algo determinante para la gestión de las empresas, especialmente en estos tiempos. Por eso, cuando nos decidimos a dar el paso de trabajar en el entorno digital ( que más que una determinación es casi una obligación) los vaivenes o aburrimientos son desaconsejables.

Luego, por supuesto, se encuentra el error garrafal de esconderse tras una apariencia que lleva a generar un mal posicionamiento en un mercado cada vez más digital, cada vez más online. Dar un paso y luego perderlo es un gasto de energía vital también, ya que genera unas expectativas que luego desaparecen a la mínima.

Si por lo que sea crees que tu marca está navegando en relación a la web social (entiéndase en esta ocasión dando vaivenes) analiza las causas, pero quizás es que le afecte el aburrimiento. Evítalo, hacer lo contrario sería un error incalificable, pues te condenas a echarte fuera.

 

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


A %d blogueros les gusta esto: