La clave en una estrategia multicanal es lograr la cohesión de los contenidos respetando la variedad

Colores_variedad

La variedad de canales, la diversidad y la enorme cantidad de contenidos existentes hoy en día tienen un límite negativo, que es la infoxicación como recientemente ha escrito Cristina Aced, pero afortunadamente poseen  muchas otras virtudes como la riqueza de opciones para avanzar innovando en las parcelas que se vean oportunas. Sea como fuere, y como todo en la vida, en el entorno de la web social en este caso nos encontramos con pros y contras, si bien los que apostamos por esta alternativa vemos más beneficios que perjuicios dentro de que estamos en un proceso evolutivo que viene regido por internet y la tecnología que existe a su alrededor. Substraerse a ese dinámica creciente es ilógico y contraproducente. No se puede ir en contra de una tendencia que mayoritariamente están marcando cientos y cientos de millones de personas a lo largo de este mundo, día a día, minuto a minuto.

Culturamente, y dentro de esta tendencia evolutiva, estamos cambiando un chip bastante importante relacionado con la disyuntiva del control y el descontrol acerca de la información. El mundo ha sido y es inabarcable, pero las jerarquías siempre han intentado y siguen haciéndolo, acceder a un escenario en el que desaparezcan al máximo posible las fisuras por las que entiendan que se corre el riesgo de perder capacidad de controlar la situación. No sabemos cuanto tiempo se podrá mantener este propósito, pero probablemente haya que plantear una ecuación en la que se llegue a la conclusión de que las dificultades que impliquen el desarrollo de una sociedad democrática hiperconectada, se compensen con la abundancia y riqueza de aportaciones que añade. Así, la tragedia que muchas empresas perciben cuando las critican abiertamente en internet se vea compensada por el logro de muchas ventajas para mejorar su quehacer. Es cuestión de trabajar y gestionar adecuadamente el entorno de emisión y conexión de contenidos en el que se ubican ahora todas las organizaciones con el fin de adaptarse a las nuevas circunstancias y aspirar a obtener mayor rentabilidad.

En esa línea de trabajo, un aspecto que me parece de lo más interesante es el de cohesión de los contenidos en los distintos canales, como apuntan en este blog llamado Virginia Miracle. Realmente la variedad es un hecho y la tendencia de nuestros esfuerzos tiene que ir dirigida hacia el logro de una pretendida cohesión, que nunca se logrará al 100%. Cohesión de argumentaciones, mensajes, líneas corporativas, enfoques de las marcas… Esto, bajo mi punto de vista fácil no es, pero en la medida que logremos una homogeneidad patente sin llegar al extremo de que pierda la riqueza de la variedad (que esa es otra), estaremos yendo en la línea adecuada.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


A %d blogueros les gusta esto: