La figura del adaptador de tendencias es clave para construir la Empresa 2.0

Buscando en mi cabeza, y luego contrastándolo con el diccionario de la Real Academia de la Lengua, el término adaptador viene 'que ni anillo al dedo' a la hora de definir el trabajo fundamental de adaptar la realidad de la empresa tradicional para convertirla en una Empresa 2.0, es decir aquella que se basa en la utilización de nuevas herramientas de comunicación vía internet para desarrollar su gestión. Básicamente la figura del adaptador (que se puede concretar en una persona, o en personas o en un departamento o, si me apura, en un movimiento) lo que hace es plantear y llevar a cabo el proceso por el cual la empresa cambia de realizar su trabajo productivo , 'como toda la vida lo hemos hecho' para entrar en la nueva forma de gestionar basada en el social media ( medios participativos) que imponen otra alternativa más acorde con los tiempos que estamos viviendo.

Yo antes que hablar de una reingeniería de procesos, preferiría hablar de un cambio de filosofía que paulatinamente va introduciendo en las empresas nuevas formas de operar, las cuales, llegado un momento, se suponen obviamente más eficientes y productivas. Pero no es una razón puramente empresarial, sino una consecuencia de la creciente influencia del entorno en las compañías las que las obligan a llevar a cabo modificaciones para estar más adaptadas a la evolución tecnológica, social y de mercado.

Comentaba que el adaptador puede ser una persona, un grupo de ellas, un departamento e incluso un movimiento. Por empezar, el que se lleva todas las papeletas para ser el principal motor del cambio es, sin duda alguna:

  1. el CEO, o social CEO como se le define en la órbita anglosajona. Obviamente, hablamos del principal líder de la empresa que, si tiene claro que hay que realizar cambios, es el más indicado para llevarlos a cabo.
  2. bajo mi punto de vista y experiencia, en segundo lugar colocaríamos a las personas, con o sin rango directivo, que trabajan en los departamentos de Comunicación o Tecnológico.
  3. el Marketing es otra fuente que estimula el cambio, puesto que es la que de forma más patente, y con más medios, se encuentra en contacto con el mercado y los cambios sociales que en él se están forjando.
  4. el propio entorno, a través de los familiares ( y especialmente los más jóvenes) que tienen una gran influencia a la hora de estimular la evolución de la filosofía y los hábitos de los responsables de las compañías.

Creo que detectar y estimular el papel del adaptador es muy relevante para cualquier estrategia de evolución de la compañía. A veces ocurre por generación espontánea desde los puestos intermedios de las organizaciones, logrando llamar la atención de la dirección. En otras coyunturas es la propia dirección quien asume ese papel directamente. Sea como fuere, el reloj sigue avanzando, ¿tienes ya un adaptador en tu empresa? ¿A qué esperas para localizarlo?

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: