Seis aspectos básicos a tener en cuenta de la empresa 2.0

Empresa2

En el blog de Dion Hinchcliffe en ZDnet descubro estos seis aspectos claves a tener en cuenta en línea con la evolución hacia la empresa 2.0:

1.Necesaria reconciliación entre la dirección y los niveles inferiores del organigrama para una mejor implantación de los nuevos procesos participativos. Personalmente me parece claro que los casos prácticos existentes nos indican que las herramientas y la filosofía de la web 2.0 se acogen en primera instancia por los mandos intermedios o componentes inferiores del escalafón y, posteriormente, las direcciones de las compañías se hacen eco de los cambios que nuestra sociedad en general acomete en este sentido. Por ello se hace necesario acometer esta coordinación de arriba y abajo de los organigramas.

2.Ahorros de costes. Este aspecto es uno de los que más atrae a las direcciones. Pensar que la puesta en marcha de muchas herramientas de comunicación ( pensemos en Twitter) pueden sustituir a las intranets, suponen un menor coste.

3.Riesgo. Ni que decir tiene que, de momento, las empresas ven en las herramientas 2.0 más riesgos que ventajas, pero no pueden dejar de pensar en ellas, sobre todo porque fuera de los límites de las compañías los fenómenos Facebook, el citado Twitter, etc, etc, crecen y crecen a diario y demuestran que cada vez tienen más influencia.

4.Control. La idea de que las empresas pierden control con la web 2.0 genera también su cuota de miedo. Como comenta Charlene Li en su nueva andadura profesional, Altimeter, efectivamente el control se pierde porque las ramificaciones por donde circulan los mensajes son inabarcables, pero no la práctica de comandar la organización. Es decir, se tiene que mandar de otra forma y no asentando el poder en la gestión exclusiva de la información, puesto que es un esquema superado por la naturaleza de las nuevas tecnologías.

5.Confianza. Me parece muy ilustrativo el ejemplo que pone
Dion Hinchcliffe en su post: hace no muchos años se pensaba que los e-mails iban a entretener a las personas, y ahora son un pilar básico de cualquier empresa. Pues bien, muchos siguen pensando que los chats o la mensajería instantánea valen sólo para perder el tiempo y no para coordinarse.

6.La figura del community manager. Como ya he tratado en este blog, cada día se abre paso con más determinación la necesaria figura del coordinador de comunidades u otros canales de participación para ver distintos aspectos del uso de estas plataformas.

Estas seis indicaciones me parecen apropiadas como resumen básico de la evolución de la empresa de toda la vida a la empresa 2.0. Yo sólo le añadiría, especialmente para dar respuesta a los puntos 3, 4 y 5, que no hay nada más sano que poner unas normas de uso de las herramientas participativas como, en su día ( hace un par de años aproximadamente) hiciera IBM. Sencillo.


 

0 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


A %d blogueros les gusta esto: