Comunicar, comunicar, comunicar el cambio

Por 0 Sin etiquetas Permalink 0
Media_http4bpblogspotcomjl9ot6istemr6hzo9utupiaaaaaaaaanmzg408fyxxbqs320vacaenbrazosjpg_appfhapxjfxgege

Cualquier proceso de cambio exige una actitud continua de comunicación. Un consejo a este respecto si se me permite: para lograr la meta que nos planteamos, hay que ser ‘más pesao que una vaca en brazos’. Y todo por una simple razón: las personas rechazamos el cambio por naturaleza ya que nos adaptamos a lo que tenemos, a ese espacio físico y mental que se convierte en nuestro lugar seguro que, efectivamente, nos da estabilidad, por lo que no queremos abandonarlo.

Entre los procesos de cambio más notables, que justifica por ejemplo la presencia de este blog entre tantos otros, no tengo más remedio que apuntar aquí el actual proceso de la transición hacia una sociedad más conectada por mor de las nuevas tecnologías. Lo más común en este sentido es la resistencia al uso de las herramientas más modernas, al tiempo que la participación se convierte incluso en un recurso esquivo. Para conseguir la evolución hacia el cambio no queda más remedio que comunicar y comunicar.

Creo que las mejoras, al final, se van imponiendo por la vieja cadena del ‘prueba y error’: lo que tras su uso suficiente no convence, se descarta; y lo contrario respecto a lo que convence. Esta constatación en el terreno real ( de lo que gusta y de lo que no) es lo que da o quita sentido a aquellos que inevitablemente hicieron sus previsiones en su papel de inevitables evangelizadores.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


A %d blogueros les gusta esto: