Por el lenguaje más bien austero con su pizquita de gracia

Por 0 Sin etiquetas Permalink 0

Citando a David Scott, autor del reciente libro The New Rules of Marketing and PR, leo en el blog Dutto PR un post titulado Zaraza Blabla+ Guru Generator, que trata sobre el lenguaje corporativo al uso (el que vemos en muchas webs, comunicados de prensa…) que se caracteriza por ser hueco, excesivamente optimista/comercial y que, a estas alturas, repele más que atrae:

Yo la llamo la repetitiva corporativa.
Un insoportable y continuo loop que duerme y aburre.

A ver… revisemos, los invito a pasear por varios sites de compañias: flexible, proactivo, clase mundial, robusto, confiable, lider del mercado, el numero 1, escalable, solución integral, vanguardia, orientado a resultados…etc etc…
vamos! vamos! …dame otra gurú!

Totalmente de acuerdo, aunque no puedo estarlo (no completamente) con la alternativa a este estilo señalado, que señala también el post de Dutto:

¿Qué les parece si dejamos toda esta palabreria hueca, rebuscada, no-humana, correcta, y opacas?

¿Y que tal “patear el tablero” y “romper el molde?

¿Por qué no buscar el marketing y las PR insolentes?
(Gracias Guillermo y Martin por esta definición)

Si la cuestión es cambiar lo hueco por lo insolente, no me parece. Reconozco que se trata de una forma de rechazar ‘lo viejo’ con frescura y desenfado, y eso me parece sano. Ahora bien, si queremos superar el criterio habitual de “¡usa lenguaje florido si quieres vender, aunque no sea totalmente verdad!”, la manera no es irse al otro extremo. Es más productivo, porque también se hace, utilizar un lenguaje corporativo más austero, menos pretencioso, asentado en datos, bien construido, y, claro está, con su pizca de gracia y su mensaje comercial elegante e inteligente. Sin pasarse, convenciendo.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


A %d blogueros les gusta esto: