¿Blog del consejero delegado o blog corporativo de la empresa?

Por 0 Sin etiquetas Permalink 0
Media_httpphotos1bloggercomblogger27891989200balanzablanconegrojpg_haccjzgqudihltz

Sinceramente el debate que planteo en este post es aún muy ajeno a la realidad española en general, pero lo considero oportuno puesto que, entre todos, estamos haciendo un trabajo de campo previo sobre el uso y las aplicaciones de los blogs en las empresas que, posteriormente, alguien podrá llevar a cabo. La pregunta efectivamente es: ¿blog del consejero delegado o blog corporativo de la empresa?

El tono personal que tienen las bitácoras anima a pensar que, lo adecuado, es que el jefe tenga la suya propia, que le puede servir para comunicar ideas, consignas y también para escuchar y reflexionar. La principal limitación de esta opción es que al consejero delegado no le guste escribir o que no sepa expresarse con una cierta ortodoxia.

El blog hecho desde la empresa como corporación, esto es, el blog corporativo, otorgaría una universalidad y una continuidad que va más allá de las personas. Y es que puede que cambie el director general, pero la empresa y su blog seguirían. La duda más destacada que plantea este alternativa sería la siguiente: ¿quiénes escribirían en el blog, los de la Dirección de Comunicación, un equipo multidisciplinar, o cualquiera?

Sin más guía que la mera observación del mercado español, diría que nuestro país, de ser, es más bien un país de blogs corporativos que de blogs de consejeros delegados, presidentes o directores generales. Lo primero y principal es que el máximo responsable de la empresa acepte las ventajas del uso de la herramienta y la filosofía del blog. Después preferiría- entiendo- poner unas normas de uso y que otros lo hagan en nombre de la empresa. Y en el día a día optaría por vigilar los acontecimientos.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


A %d blogueros les gusta esto: