Adicción, amistad y riesgo

Por 0 Sin etiquetas Permalink 0
Media_httpphotos1bloggercomblogger27891989320happyjpg_hdnanufdtzdaibo

Me agrada, a la par que me llama la atención, la solidaridad blogger. Tras mis tres meses conectado a la blogosfera, detecté un amistoso acercamiento y cálida consideración, de algunos compañeros de ‘actividad bloguera’, por mi post titulado ‘Tres meses de blog’. Os lo agradezco de corazón a todos, de verdad.

La respuesta de estas personas me hizo pensar en otras situaciones en las que, bloggers/blogueros de pro como Valera, Dans o Polo (Fernando)– a los que sigo casi diariamente- recibieran, en su día, el apoyo de sus iguales al atravesar éstos por instantes de reflexión respecto al futuro. Ellos tres (y otros más, entre los que me incluyo) manifestaron opiniones y sensaciones de diferente tipo – recuerdo- que, bajo mi punto de vista, transitan en torno a tres ejes:

Adicción: el hecho de publicar, leer, que te lean, y mantener una presencia en el blog, es algo que genera una especie de adicción tanto para el emisor como para el receptor. La secuencia es bastante típica: primero, el dolor de la producción de las entradas, fruto de un tiempo hurtado a otros menesteres (sueño, familia, otras tareas…) y, tras el dolor, satisfacción/placer por ver que hay alguien que te sigue.

Amistad: el hilo invisible del diálogo teje de forma inevitable una agradable amistad entre los que concurrimos a esta tribuna pública y universal. En tus escritos vas dejando señales de tu ser que cualquier observador, mínimamente perspicaz, logrará entender sin problemas.

Riesgo: yo pienso que todo juego tiene su cara y su envés. Y este ejercicio del blog al que muchos concurrimos a diario, no podía ser menos. En este sentido, percibo a veces sensaciones que podría catalogar como ‘temerosas’. Es como la respuesta humana (‘demasiado humana’) a un ejercicio que implica estar en exposición (desnudez)ante posibles reacciones que nunca jamás podrás controlar.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: